El ejército de Dios

LLEGÓ EL TIEMPO DE DIOS

El Señor ha revelado que llegó el tiempo de Dios.

1.   Cid. En el año 1994 Jesucristo le dijo al obispo Ricardo Andrés Cid Castro: En el cielo ya no hay reloj; y que Dios Padre ha dado un breve tiempo para que las personas se arrepientan. [1] [2]

2.   Owuor. En el año 2007 el profeta David Owuor declaró, inspirado por Dios, que: El tiempo se ha acabado, El arrebatamiento está a punto de ocurrir.[3]

3.   Calvin. En el año 2010 el Señor le dijo a Paulus Rudy Calvin: Todas estas cosas han estado pasando en la Tierra, y han sido señales para ustedes; pero mi gente no ha querido escuchar. Estoy dando mi último llamado. Consagren su corazón a Mí, pueblo mío. La trompeta debió haber sonado hace una hora, pero yo he rogado a mi Padre; pero ya no puedo seguir rogándole. La trompeta está lista en la boca de los ángeles, lista para ser sonada. ¡Prepárense, pueblo mío! Díganle a mi gente que lean Mt 16:3, y adviertan a todos mis ministros. Esta es la verdad; y créanlo o no, el rapto está a punto de suceder. [4]

4.   Ramírez. En el año 2014 José Ramírez tuvo una visión. En su testimonio él relata que, vio que delante del trono celestial estaban siete ángeles, dispuestos a tocar las trompetas, pero que entonces apareció Jesucristo, quien llorando le pidió al Padre un poco más de tiempo porque, la iglesia no está preparada, por causa del pecado; pero que, él se movería y que, junto con el poder del Espíritu Santo, limpiaría la iglesia. [5]

5.   Perla. En el año 2014 Jesucristo le dijo a la hermana Perla: Al lado de ese trono estaba el reloj  Pero ahora ya no está porque ya no hay tiempo  ¡¡¡Se acabó el tiempo!!! [6]

6.   Rosario. En el año 2016 el Señor le dijo al pastor Héctor Rosario que: En el reloj del cielo está marcando la hora cero. [7]

EL EJÉRCITO DE DIOS

1.   Señales. Estamos viviendo en la última hora de la historia. Jesucristo ya está por venir. El cumplimiento de las señales así lo demuestra.[8]  [9]  [10]  [11]  [12]  [13]

El evangelio del reino será predicado en todas las naciones, y entonces vendrá el fin. Jesús  dijo:

Y será predicado este evangelio del reino en todo el mundo, para testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin (Mt 24:14).

Por eso es que, Dios está levantando el último ejército espiritual, y necesita valientes que quieran formar parte del mismo.

En esta época Dios derramará su Santo Espíritu sobre toda carne. La gloria de Dios descenderá capacitándonos para llevar el evangelio a todas las naciones de la tierra.

Esto implica que, en estos días se librará la batalla más grande, de todas las que han sido libradas entre el reino de las tinieblas y el reino de Dios; porque, el evangelio entrará en países que están cerrados en nuestros días a la evangelización.

Por eso es que Dios está levantando un gran ejército, para levantar la gran cosecha.

2.   Profecía de Joel. El profeta Joel (ca. 800 a.C.) declaró que, en los últimos días; es decir, antes de la segunda venida de Jesucristo, Dios levantará un glorioso ejército espiritual, en todo el mundo.

Delante de él temblará la tierra, se estremecerán los cielos; el sol y la luna se oscurecerán, y las estrellas retraerán su resplandor. Y Jehová dará su orden delante de su ejército; porque muy grande es su campamento; fuerte es el que ejecuta su orden; porque grande es el día de Jehová, y muy terrible; ¿quién podrá soportarlo? (Jl 2:10-11).

Estamos viviendo en la última hora de la historia, la hora de la batalla final. Por eso es que Dios dice en Jl 3:9-10:

  • Proclamad esto entre las naciones, proclamad guerra; contra el diablo y contra los demonios.
  • Despertad a los valientes; es decir, a todos los creyentes.
  • Forjad espadas de vuestros azadones; o sea, Dios quiere que nos preparemos para ir a la guerra espiritual.
  • Diga el débil: Fuerte soy; o como diría el apóstol Pablo: Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.

En estos días, Dios está levantando un ejército de adoradores, de intercesores, de líderes, de misioneros, etc.

En Nueva Zelandia, Dios habló en forma profética diciendo que, su ejército atacará al reino de las tinieblas con gran violencia y audacia. [14]

El ejército de Dios luchará por la extensión del reino de Dios; es decir, para lograr que los pecadores se entreguen a Cristo; pero no para lograr que los reinos humanos lleguen a ser cristianos (como intenta hacer el dominionismo). [15]

LA GLORIA DE DIOS

Pero, ¿cómo podemos predicar el evangelio en todas las naciones siendo que, en muchos países no se puede predicar, por causa de la persecución? Dios está revelando cómo debemos actuar. El evangelio será predicado en todas las naciones por medio de la gloria de Dios; la cual vendrá por medio del Espíritu Santo,

  • como lluvia; y
  • como fuego.

A.    LA LLUVIA DEL ESPÍRITU SANTO

En estos últimos días, la gloria de Dios vendrá como lluvia, por medio del derramamiento del Espíritu Santo.

Mas esto es lo dicho por el profeta Joel: Y en los postreros días, dice Dios, derramaré de mi Espíritu sobre toda carne, y vuestros hijos y vuestras hijas profetizarán; vuestros jóvenes verán visiones, y vuestros ancianos soñarán sueños; y de cierto sobre mis siervos y sobre mis siervas en aquellos días derramaré de mi Espíritu, y profetizarán. y daré prodigios arriba en el cielo, y señales abajo en la tierra, sangre y fuego y vapor de humo; el sol se convertirá en tinieblas, y la luna en sangre, antes que venga el día del Señor, grande y manifiesto; y todo aquel que invocare el nombre del Señor, será salvo (Hch 2:16-21).

La profecía de Joel, en cuanto al derramamiento del Espíritu Santo, si bien tuvo un cumplimiento parcial en Pentecostés, tendrá un cumplimiento total en los días anteriores a la segunda venida de Jesucristo. Esto es así ya que, Joel menciona cosas que no se cumplieron en Pentecostés debido a que, en ese tiempo, el Espíritu Santo no fue derramado sobre toda carne, sino solamente sobre los judíos que estaban en Jerusalén. Además, el sol no se convirtió en tinieblas, ni la luna en sangre, etc.

Pero, ¿cómo podemos lograr que el Espíritu Santo sea derramado? El Espíritu Santo será derramado por medio de:

1.   La oración. Así como sucedió en el primer derramamiento del Espíritu Santo, del mismo modo ocurrirá ahora. Antes de irse a los cielos, Jesucristo les había dicho que les enviaría el Espíritu Santo (Hch 1:4-5). Entonces, los discípulos oraron (Hch 1:12-14); y el Señor derramó su Santo Espíritu sobre ellos (Hch 2:1-4). Del mismo modo ocurrirá ahora: Dios ha dicho que antes de la segunda venida de Jesucristo, el Espíritu Santo será derramado sobre todos los seres humanos. Por esa razón, tenemos que orar pidiendo el cumplimiento de lo que el Señor ha prometido. [16] [17]

2.   La restauración del tabernáculo de David. Dios ha revelado que, los hombres buscarán al Señor cuando el tabernáculo de David sea restaurado; es decir, cuando la iglesia busque la gloria de Dios. Dice la Biblia:

Después de esto volveré y reedificaré el tabernáculo de David, que está caído; y repararé sus ruinas, y lo volveré a levantar, para que el resto de los hombres busque al Señor, y todos los gentiles, sobre los cuales es invocado mi nombre (Hch 15:16-17).

Aquí hay un gran principio bíblico: David buscó el arca, buscó la gloria de Dios, y luego, puso el arca en una tienda, en un santuario, en donde de día y de noche alababan al Señor. Dios quiere restaurar esto, quiere restaurar la búsqueda de la gloria de Dios. Cuando buscamos la gloria de Dios, y alabamos y adoramos al Señor, la nube de la gloria desciende sobre los pecadores; y el Espíritu Santo les imparte convicción de pecado. [18]  [19]

Este es un principio bíblico glorioso:

Si nosotros buscamos al Señor, los pecadores también lo harán.

Es decir, si nosotros buscamos la gloria de Dios, entonces, el Espíritu Santo será derramado, iniciando un proceso que llevará a los pecadores a la salvación. Como ejemplo de esto vemos que, a causa de la restauración del tabernáculo de David, en Jerusalén, es decir, como consecuencia de la búsqueda de Dios, el Espíritu Santo obró en Cesarea (Hch 15:14-17), en la casa del jefe militar Cornelio, el cual llamó a Pedro; y esto llevó a la salvación de toda su familia (Hch 10).

3.    ¿Qué es la gloria de Dios? Hemos hablado de la gloria de Dios pero, ¿qué es la gloria de Dios?

          a.   Resplandor. La gloria de Dios es el resplandor que emana de la presencia de Dios. Por ejemplo: la luz que sale de una lámpara es la gloria de esa lámpara. Del mismo modo, la luz, el resplandor, que sale de Dios es su gloria. Ezequiel vio al Señor sentado sobre un trono; y vio, además, que alrededor de él había un resplandor semejante al arco iris, y declaró que, ese resplandor era la gloria de Dios.

Y vi apariencia como de bronce refulgente, como apariencia de fuego dentro de ella en derredor, desde el aspecto de sus lomos para arriba; y desde sus lomos para abajo, vi que parecía como fuego, y que tenía resplandor alrededor. Como parece el arco iris que está en las nubes el día que llueve, así era el parecer del resplandor alrededor. Esta fue la visión de la semejanza de la gloria de Jehová (Ez 1:26-28).

          b.   Manifestación. Gloria, para los hebreos, es la manifestación externa de lo que uno es interiormente. [20]  Cuando Moisés dijo: Muéstrame tu gloria (Ex 33:18), él quería conocer a Dios interiormente, quería conocer su carácter. Por eso Dios le contestó mostrándole su carácter Compasivo, apacible, lento para la ira (Ex 34:6-7). Es decir, Dios le mostró cómo es su carácter.

          c.   Presencia. La gloria de Dios es la manifestación de la presencia de Dios; es decir, como Dios es omnipresente, él está al mismo tiempo en todas partes; pero no manifiesta su presencia en todos los lugares. A la manifestación de la presencia del Señor le llamamos la gloria de Dios.

4.   Visitación. Cuando el Espíritu Santo es derramado; es decir, cuando la gloria de Dios desciende en un lugar, Dios mismo se encarga de actuar, en medio de un gran avivamiento, de una gran visitación del Espíritu Santo. [21

Cuando esto ocurre en una región:

  • Los pecadores sienten la presencia de Dios, y el temor les invade.
  • Jesucristo bendice, a fin de que cada uno se convierta de su maldad (Hch 3:26).
  • El Espíritu Santo imparte convicción de pecado en las personas (Jn 16:8).
  • Dios da arrepentimiento a los seres humanos (Hch 11:18).
  • El Señor añade cada día los que han de ser salvos (Hch 2:47).

5.   Ejemplos. A continuación veremos algunos ejemplos del descenso de la gloria de Dios, y de la salvación de las personas.

          a.   Con María Woodworth-Etter (1844-1924). Para muchos, María fue la más grande evangelista de la historia. Dios la llamó al ministerio; pero ella tuvo oposición a esto porque, en su iglesia, las mujeres no podían predicar. Pero se animó al leer en Hch 2:17-18 que Dios usará a las mujeres. Cuando Dios la bautizó con el Espíritu Santo, ella recibió como fuego líquido. Dios le mostró que su gloria venía hacia ella, en forma de una nube. Jesús le dijo que hable de él a la gente, de su amor, de la gloria de Dios, del arrepentimiento y del juicio. A veces, cuando ella estaba en un lugar, la presencia de Dios descendía sobre toda la región; y personas, a varios kilómetros a su alrededor, recibían visiones del infierno y del cielo; y otras aunque estuvieran a varias calles de donde ella estaba predicando, caían al suelo y se arrepentían.[22]

          b.   Con Evan Roberts (1878-1951). En 1904 la nube de la gloria de Dios descendió en Gales; y usó con gran poder a Evan Roberts. Grandes multitudes eran atraídas por el Espíritu Santo, para ir al lugar en donde estaba Evan. En ocasiones, la gloria brillaba sobre el púlpito; y algunos predicadores no podían estar allí. En visión, Dios le reveló a Evan que se convertirían cien mil personas; y en unos cinco meses esto ya había sucedido. Los pecadores se arrepentían verdaderamente, gritaban en agonía, temblaban ante la gloria de Dios, caían al suelo, se golpeaban el pecho, y pedían a gritos que Dios tuviera misericordia de ellos. Pero cuando se arrepentían, se gozaban grandemente. Los creyentes también confesaban sus pecados. La gente ya no asistía a las tabernas, ni a los teatros. Las cárceles quedaron sin presos. Las reuniones en el Parlamento se suspendieron porque, los parlamentarios iban a las reuniones. Miles de jóvenes se convirtieron, y casi enseguida, salieron a predicar el evangelio del reino y la gloria de Dios; con el fuego y la capacitación del Espíritu Santo. Los niños se reunían para interceder, y para compartir el evangelio. En las reuniones, el mensaje central era la cruz y la salvación. Las reuniones de oración comenzaban temprano en la mañana; ya que, no podían dormir por sentir la presencia de Dios. Las oraciones y las alabanzas duraban hasta el otro día. Se enfatizaba la santidad y la obediencia. Daban gloria a Jesucristo. En este avivamiento, Dios usó grandemente a niños y a jóvenes.[23]

          c.   Con Jorge Pradas (1930-2009). Este pastor estuvo con nosotros en los primeros años del avivamiento de 1967, en la Argentina. Él contó que, en la década del ´80, en España,  mientras estaban buscando el rostro del Señor en oración, y adorándole, vino una palabra profética, por medio de la cual Dios les dijo que, añadiría pueblo a su pueblo, en unos pocos días. Unas tres semanas después, llegaron unas cien personas al templo, antes de comenzar el culto, con sed de Dios, sin haber sido invitadas; y a las que nadie les había hablado del evangelio. De ellas, unas cuarenta se convirtieron, y permanecen en la iglesia.[24]

Esta es una de las características principales de lo que ocurre al ser derramada la gloria de Dios. Cuando el pueblo de Dios busca al Señor y le adora, entonces, el Espíritu Santo atrae a las personas a la iglesia (sea que los creyentes se reúnan en una iglesia casera o en un templo); y esta obra del Espíritu es hecha sin intervención humana. Esto es la restauración del tabernáculo de David.

En los países en donde está prohibido predicar el evangelio: el Espíritu Santo les indica a los pecadores a qué casa tienen que ir, para escuchar el evangelio.

          d.   Con Juan el Bautista (ca. 4 a.C-28 d.C.). En la época de Juan el Bautista ocurrió una visitación divina (Lc 1:68; 19:44). El Espíritu Santo descendió, poniendo convicción de pecado, y atrayendo a los pecadores, al desierto en el que se encontraba Juan.

Bautizaba Juan en el desierto, y predicaba el bautismo de arrepentimiento para perdón de pecados. Y salían a él toda la provincia de Judea, y todos los de Jerusalén; y eran bautizados por él en el río Jordán, confesando sus pecados (Mr 1:4-5).

B.   EL FUEGO DE DIOS

Hasta aquí hemos visto que, la gloria de Dios descenderá sobre toda carne, sobre todos los seres humanos, por medio de un gran derramamiento del Espíritu Santo, para llevarles al arrepentimiento. Pero, además, la gloria de Dios descenderá sobre los creyentes, por medio de un gran derramamiento del Espíritu Santo, para darles poder, mediante una lluvia de fuego.

1.   Tommy Hicks (1916-1984). El derramamiento del fuego del Señor le fue revelado a Tommy Hicks, el evangelista usado por Dios en el gran avivamiento ocurrido en Buenos Aires, Argentina, en 1954. En menos de dos meses se convirtieron más de trescientas mil personas; y según el testimonio de la Unión de las Asambleas de Dios, los hospitales quedaron vacíos, porque todos los enfermos se sanaron.[25] [26] [27]

Tommy vio cómo será el gran derramamiento del Espíritu Santo, que caerá antes de la segunda venida de Cristo; es decir, en estos días en los que nosotros estamos viviendo.

Según la visión que él recibió, Jesucristo extendía sus manos, y de ellas fluía una unción de  “luz líquida”, o “fuego líquido”; que caía como una gran lluvia, sobre los creyentes, hombres y mujeres, inundando la tierra.

Luego de recibir esta unción, los creyentes empezaron a marchar. Ellos extendían sus manos sobre los enfermos, y el “fuego líquido” estaba en sus manos.

Jesucristo dijo que, esto es el cumplimiento de la profecía de Joel: la “restauración” de lo que comió la langosta, de la que habla el libro de Joel (Jl 2:25). Como un poderoso “ejército”, su pueblo “cubrirá la tierra”.

Esta revelación es tremenda porque nos muestra:

  • que viene un gran derramamiento del Espíritu Santo;
  • que sobre los creyentes descenderá una unción de fuego, o de luz líquida,
  • que este fuego dará poder sobrenatural a los creyentes para extender el evangelio en todas las naciones.

Este derramamiento del Espíritu Santo será diferente a todo lo que conocemos. El Señor ha declarado

  • que el ejército de Dios estará formado por gente pobre y sencilla; y aún por ciegos y paralíticos, los que serán sanados, y milagrosamente restaurados y ungidos;
  • que nadie los podrá parar, ni aún con armas.

2.   Mary Baxter confirmó la profecía de Tommy Hicks. Ella fue ordenada como ministra de la iglesia de Michigan. Tuvo el privilegio de ser llevada por Dios a visitar el cielo y el infierno, hace unos años.[28] [29]

Dios le reveló que él ya está preparando el ejército de Joel, formado por hombres, mujeres, jóvenes y niños, personas que han respondido a su llamamiento, gente sencilla, los cuales, viven en santidad y ungidos, y que recibirán dones, y sanarán y harán grandes obras.

EL TIEMPO DE LA GRAN MANIFESTACIÓN DE LA GLORIA DE DIOS

1.   Cumplimiento general. ¿En qué tiempo se manifestará la gloria de Dios,

  • por medio de la lluvia del gran derramamiento del Espíritu Santo sobre todos los seres humanos; y
  • por medio del fuego que capacitará a los creyentes para predicar el evangelio en todas las naciones?

En Jl 2, Dios nos revela cuándo acontecerá todo esto. Allí se nos dice que:

  • Dios levantará un gran ejército espiritual (Jl 2:2-10); y
    • que este ejército actuará en la época anterior a las grandes manifestaciones sobrenaturales en el sol, en la luna, y en la tierra (Jl 2:10; :30-31; Hch 2:19-20); y
    • que su característica principal será el fuego de Dios (Jl 2:3). Además, en esa misma época,
  • Dios derramará el Espíritu Santo sobre toda carne; es decir, sobre todos los seres humanos (Jl 2:28-29; Hch 2:17-18); en la época en la que el sol se oscurecerá (Jl 2:31).

Todo esto nos revela que, el fuego de Dios, y la lluvia del gran derramamiento del Espíritu Santo, ocurrirán antes de la segunda venida de Jesucristo; es decir, en estos días en los que nosotros estamos viviendo.

2.   Cumplimiento específico. Pero, para tener más seguridad, de cuándo ocurrirá el derramamiento del Espíritu Santo sobre todos los seres humanos, tenemos que ver Jl 2:28; que es el texto paralelo de Hch 2:17. En Joel encontramos tres datos muy importantes:

          a.   “Después de esto. Al principio de Jl 2:28 dice: Después de esto (ocurrirá el derramamiento del Espíritu Santo). ¿Después de qué? En los versículos anteriores vemos que Joel habla de la restauración de Israel, la cual ocurrió en 1948, cuando se estableció el Estado de Israel. Entonces, después de esto ocurrirá el gran derramamiento del Espíritu Santo.

          b.   Nunca más será avergonzado. En los dos versículos anteriores (Jl 2:26-27) dice que, luego de que el pueblo judío, sea restaurado (1948), luego de lo cual viene el derramamiento de Jl 2:28, nunca más será avergonzado, y esto se repite dos veces. ¡Y exactamente así ocurrió!; ya que, luego de 1948 los judíos nunca más fueron derrotados. Entonces, el gran derramamiento del Espíritu ocurrirá en nuestra época.

          c.   Regreso. En el versículo posterior al derramamiento del Espíritu Santo, en Jl 3:1 dice que, todo esto ocurrirá en la época del regreso de los judíos a Israel; es decir, después de 1948.

¡Todo esto nos muestra que, bíblicamente, estamos en la época del gran derramamiento del Espíritu Santo! ¡Y exactamente así ya ha comenzado a ocurrir en la actualidad!

LOS SACERDOTES NO PUEDEN MINISTRAR

Cuando la gloria de Dios desciende, los sacerdotes no pueden ministrar. Es decir, a partir de ese momento, es Dios mismo quien se encarga de ministrar; o sea, de atraer a los pecadores, de poner en ellos convicción de pecado, etc. Luego, los siervos de Dios les presentarán el plan de salvación. Esta es la razón por la que, en un verdadero avivamiento ocurren cosas extraordinarias.

Cuando sonaban, pues, las trompetas, y cantaban todos a una, para alabar y dar gracias a Jehová, y a medida que alzaban la voz con trompetas y címbalos y otros instrumentos de música, y alababan a Jehová, diciendo: Porque él es bueno, porque su misericordia es para siempre; entonces la casa se llenó de una nube, la casa de Jehová. Y no podían los sacerdotes estar allí para ministrar, por causa de la nube; porque la gloria de Jehová había llenado la casa de Dios (2 Cr 5:14).

Cuando Salomón acabó de orar, descendió fuego de los cielos, y consumió el holocausto y las víctimas; y la gloria de Jehová llenó la casa. Y no podían entrar los sacerdotes en la casa de Jehová, porque la gloria de Jehová había llenado la casa de Jehová. Cuando vieron todos los hijos de Israel descender el fuego y la gloria de Jehová sobre la casa, se postraron sobre sus rostros en el pavimento y adoraron, y alabaron a Jehová, diciendo: Porque él es bueno, y su misericordia es para siempre (2 Cr 7:1-3).

Notemos con atención que, para que la nube del fuego y de la gloria de Dios descienda, comenzando así un gran avivamiento, el pueblo debe orar, alabar y dar gracias a Dios, proclamando la grandeza del Señor.

En este sentido recordemos que, todos los avivamientos comenzaron con oración, y con gran arrepentimiento y búsqueda del rostro del Señor, tal como dice la Biblia: [30]  [31]

 “Si se humillare mi pueblo, sobre el cual mi nombre es invocado, y oraren, y buscaren mi rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados, y sanaré su tierra (2 Cr 7:14).

Por eso es que, debemos orar y adorar a Dios, si queremos que su gloria descienda:

  • como lluvia, sobre toda carne, en medio de un gran derramamiento del Espíritu Santo; convenciéndoles de pecado, y
  • como fuego, sobre los creyentes, llenándoles del Espíritu de Dios, del poder del Señor,

Además, así como la gloria del Señor llenó la casa de Dios, del mismo modo, nosotros debemos buscar estar llenos del fuego, y de la gloria del Espíritu Santo.

DIOS QUIERE USAR A TODOS

 Mas esto es lo dicho por el profeta Joel: Y en los postreros días, dice Dios, derramaré de mi Espíritu sobre toda carne, y vuestros hijos y vuestras hijas profetizarán; vuestros jóvenes verán visiones, y vuestros ancianos soñarán sueños; y de cierto sobre mis siervos y sobre mis siervas en aquellos días derramaré de mi Espíritu, y profetizarán (Hch 2:17-18).

En este último derramamiento del Espíritu Santo, el Señor quiere usar a todos en el ejército de Dios.

  • Todos. Dios quiere usar a todos, con dones del Espíritu Santo, en este último avivamiento, antes de la segunda venida de Jesucristo.
  • Futuro glorioso. Dios tiene un futuro glorioso para ti. Él quiere llenarte con su Santo Espíritu, y usarte con dones.
  • Cosas preparadas. Dios ha preparado cosas maravillosas para ti. Cosas que ojo no vio, ni oído oyó, ni han subido en corazón de hombre, son las que Dios ha preparado para los que le aman (1 Co 2:9).
  • El Espíritu Santo hará la obra. Cuando fueron llamados por Dios, Moisés dijo: Soy tardo de lengua (Ex 4:10); y Jeremías dijo: No sé hablar, porque soy un niño (Jer 1:6); pero el Señor te ha elegido, no por tus capacidades, sino porque él sabe que, si tú tan sólo tienes fe, el Espíritu hará la obra.
  • Tú puedes. El diablo dice que tú no puedes. Pero en Cristo: todo lo podemos. Para Dios eres un instrumento valioso en sus manos; por cuanto tú estás en Cristo Jesús. Por eso, en vez de decir: No puedo, No sé, proclama: Todo lo puedo en Cristo que me fortalece (Fil 4:13). Todo lo que Dios quiere que hagamos, lo podremos hacer porque será el Espíritu Santo quien hará la obra.
  • Recibe fe. Quizás tú dices: No tengo fe. No importa: recíbela. Y lo que ahora vivo en la carne lo vivo en la fe del Hijo de Dios (Gá 2:20). Recibe su fe. Jesucristo tiene fe de que Dios obrará.
  • Dios obrará. Él abrirá puertas. Él te guiará.
  • Intersección, adoración. Dios usará, por ejemplo, a los ancianos para interceder; y a las amas de casa para adorar.

¡SE LEVANTARÁ LA GRAN COSECHA!

Como resultado del derramamiento del Espíritu Santo, ¡veremos la cosecha más grande de toda la historia! Santiago dijo:

Por tanto, hermanos, tened paciencia hasta la venida del Señor. Mirad cómo el labrador espera el precioso fruto de la tierra, aguardando con paciencia hasta que reciba la lluvia temprana y la tardía (Stg 5:7).

  • Así como en Israel, los labradores levantan la cosecha luego de la lluvia temprana y de la tardía,
  • del mismo modo, Jesucristo, el Labrador celestial; recibirá en el cielo, en el día del arrebatamiento, el fruto de la tierra; o sea, recibirá a los creyentes,[32] fruto que será cosechado luego de que descienda la lluvia temprana y la tardía.
  • La lluvia temprana cayó en Pentecostés. La tardía es la que caerá en estos últimos días.

Quiere decir que, en su propósito eterno, Dios determinó que en el territorio de Israel ocurran

  • dos grandes épocas de lluvias: la lluvia temprana y la lluvia tardía; para que, esto sea simbólico de los
  • dos grandes derramamientos del Espíritu Santo: en Pentecostés, y al final de la historia.

Entonces,

  • el mensaje del evangelio ha germinado gracias a la lluvia temprana; y
  • las plantas darán mucho fruto gracias a la lluvia tardía.

Pero, ¿qué son las plantas? ¡Las plantas somos nosotros, los creyentes; los que, gracias a la lluvia del Espíritu Santo daremos mucho fruto, muchas personas convertidas!

ESTRATEGÍA PARA LA CONQUISTA

1.   Conocer. ¿Cuál es la estrategia para la conquista? Para conocer cómo evangelizar debemos conocer a Jesucristo como el Príncipe del ejército de Jehová.

Estando Josué cerca de Jericó, alzó sus ojos y vio un varón que estaba delante de él, el cual tenía una espada desenvainada en su mano. Y Josué, yendo hacia él, le dijo: ¿Eres de los nuestros, o de nuestros enemigos? El respondió: No; mas como Príncipe del ejército de Jehová he venido ahora. Entonces Josué, postrándose sobre su rostro en tierra, le adoró; y le dijo: ¿Qué dice mi Señor a su siervo? Y el Príncipe del ejército de Jehová respondió a Josué: Quita el calzado de tus pies, porque el lugar donde estás es santo. Y Josué así lo hizo (Jos 5:13-15).

Luego de esto, el Príncipe le indicó a Josué la estrategia militar para tomar Jericó (Jos 6).

En teología se dice que esto es una Cristofanía; es decir, una aparición de Jesucristo pre-encarnado, antes de nacer en Belén. Notemos que Josué le adoró; y los ángeles no aceptan ser adorados (Ap 22.8-9). Sólo Dios debe ser adorado (Ex 20:1-3). Entonces, el Príncipe era Jesucristo, quien le dio a Josué la estrategia divina para vencer. Del mismo modo, antes de que nosotros entremos en la última, y gran guerra espiritual, contra el diablo y los demonios, debemos tener un encuentro con Jesucristo; y conocerle como el Príncipe del ejército de Jehová; o como el Comandante en Jefe del ejército de Dios; para que él nos dé su estrategia militar; es decir, sus planes para poder vencer. Conocer a Jesucristo como Príncipe del ejército de Jehová nos llevará a vivir dependiendo de él.[33]

2.   Estrategia específica. Veamos ejemplos de algunos creyentes que recibieron una estrategia específica del Señor, para poder evangelizar:

          a.   Juventud con una Misión. En 1956 Dios le dio una  visión a Loren Cúnningham, un joven de 20 años de edad. Él vio un tsunami, una gran ola que llegaba a las playas del mundo y las inundaba con misioneros. Entonces, creó JuCUM; por medio de la cual envió miles de jóvenes a las naciones. En la actualidad trabajan en 180 países, con más de 18.000 obreros.[34]

          b.   El avivamiento de oración. Inspirado por el Espíritu Santo, en 1857 el pastor Jeremías Lamphier convocó a una reunión de oración, a negociantes y empresarios, todos los miércoles de 12 a 13 PM, en el centro de Nueva York; para pedirle a Dios que les ayudara en sus trabajos, y en sus necesidades personales. El primer día vinieron 6, el segundo miércoles llegaron 20. Pero el próximo miércoles coincidió con el desastre financiero más grande en la historia de la nación hasta ese momento. Esto llevó a muchos a orar. La gloria de Dios descendió, y por toda Norteamérica, y luego, en Gran Bretaña, las reuniones de oración se multiplicaron; y los pecadores empezaron a asistir a esas reuniones; y a convertirse por miles cada semana. Gracias a estas reuniones, en los Estados Unidos se convirtieron unas dos millones de personas; y en Inglaterra un millón.[35]

          c.   John Gibson Paton (1824-1907). En 1865, Paton fue como misionero a la Isla de Aniwa (en el país de Vanuatu, conocido antiguamente como Islas Nuevas Hébridas; en el Pacífico Sur, cerca de Australia). En esa isla vivían caníbales. Estos aborígenes tenían un gran problema: la sequía era muy grave, al punto tal que pensaron que morirían de sed. Entonces, Dios le reveló a Paton su estrategia: cavar un pozo. Cuando él empezó con esta tarea, los aborígenes se reían de él; porque ellos sabían que, el agua viene del cielo, cuando llueve, no de la tierra. Más tarde, consiguió que algunos le ayudaran a hacer el pozo. Pero al llegar a cierta profundidad, dejaron de ayudarle. Paton siguió solo. Al llegar a los diez metros encontró agua dulce. Esto causó una sorpresa extraordinaria en los nativos. Para poder ver el agua, en el fondo del pozo, los nativos hicieron una fila, tomándose de las manos para no caer. Entonces, Namakei, el jefe aborigen, predicó a todos los habitantes del pueblo diciéndoles que, los dioses de ellos no habían contestado sus oraciones; pero que el Dios del misionero, sí; que en consecuencia, desde ese día él seguiría a ese Dios; y que, todos los que pensaran como él, que trajeran todos sus ídolos, para destruirlos. Luego de esto, todos fueron corriendo a buscar sus ídolos, y durante varios días los estuvieron destruyendo. Después de esto, los aborígenes intentaron hacer pozos en otros lugares de la isla, pero encontraron agua salada. Entonces, ellos entendieron que, la solución no estaba solo en hacer pozos, sino en orar como lo hacía Paton.[36] [37]

          d.   En Bungoma, Kenia, Jennifer Toledo, Patrick Siabuta, y doce niños entraron en una sala del District Hospital, donde había toda clase de enfermos de fiebre tifoidea, malaria, SIDA, etc. (ca. 2000). Entonces, esperaron que Dios les diera la estrategia sobre qué es lo que tenían que hacer. De pronto, Richard, uno de los niños, sintió que tenía que cantar. Así lo hizo delante de todos. Cantó: Yo me rindo a él. A consecuencia de esto, la gloria de Dios descendió en una forma tan asombrosa que, los enfermos empezaron a clamar a Dios; y los niños fueron a orar por los enfermos que, desesperadamente, querían entregar sus vidas a Dios.[36]

Todo esto nos muestra que, para actuar eficazmente, necesitamos recibir una estrategia divina, la cual viene por revelación.

DIOS ESTÁ CONVOCANDO PARA FORMAR PARTE DE ESTE EJÉRCITO

Dios convoca porque él no actúa sin nuestro consentimiento. En el ejército celestial, el Señor quiere usar a todos, desde los niños y hasta los ancianos, hombres y mujeres.

  • Isaías: Después oí la voz del Señor, que decía: ¿A quién enviaré, y quién irá por nosotros? Entonces respondí yo: Heme aquí, envíame a mí (Is 6:8).
  • Última selección. Esta es la última hora de la historia; la hora en la que Dios sale a convocar, a reclutar, a los últimos soldados para su ejército (Mt 20:6).
  • 5 panes y 2 pescaditos, puestos en las manos de un muchacho lo alimentaban a él solo; pero puestos en las manos de Jesús, y con su bendición, alimentaron a una multitud. Del mismo modo, aunque nosotros nos consideremos muy poca cosa, y con muy pocas habilidades y conocimientos, si ponemos nuestras vidas en las manos del Señor, Dios puede usarnos para dar de comer a toda una multitud (Mr 6:34-44).
  • Rechazo. Dios le reveló a Tommy Hicks que, en la última hora de la historia, al ser convocados por el Señor para formar parte de las filas de su ejército, algunos rechazaran el llamamiento; y se hundirán en las tinieblas.
  • Batalla. Dios dice: pelea la buena batalla de la fe(1 Tim 6:12).

PREPARAD EL CAMINO

Para que la gloria de Dios se manifieste, nosotros debemos preparar el camino del Señor. La Biblia dice:

Voz que clama en el desierto: Preparad camino a Jehová; enderezad calzada en la soledad a nuestro Dios. Todo valle sea alzado, y bájese todo monte y collado; y lo torcido se enderece, y lo áspero se allane. Y se manifestará la gloria de Jehová, y toda carne juntamente la verá; porque la boca de Jehová ha hablado (Is 40:3-5).

¡Este texto es tremendo porque nos muestra que, la gloria de Dios se manifestará si nosotros preparamos el camino!

1.   Salvación. Pero, ¿Qué sucede cuando la gloria de Dios se manifiesta? Cuando la gloria se manifiesta, las personas reciben la salvación. Notemos atentamente lo siguiente:

  • En Is 40.5 dice: y se manifestará la gloria de Dios; pero,
  • cuando este texto es citado en el libro de Lucas dice: Y verá toda carne la salvación de Dios (Lc 3:6).

¿Por qué el mismo texto es citado en forma diferente? Es citado así porque, la manifestación de la gloria de Dios lleva a la salvación de los pecadores.

Del mismo modo, cuando la gloria de Dios se manifiesta, aparecen también los milagros, las sanidades, etc.

2.   Preparar. Pero, ¿Qué quiere decir que tenemos que preparar el camino, quitando piedras, enderezando lo torcido, etc.? Preparar el camino del Señor es preparar nuestras vidas, para que la gloria de Dios se manifieste por medio nuestro; ya que, somos canales del río de Dios. O sea, si queremos ver un gran avivamiento en medio nuestro debemos: quitar toda piedra de pecado que nosotros tengamos, enderezar nuestras vidas, de acuerdo con el plan de Dios, etc.

Recordemos que, los avivamientos comenzaron cuando los creyentes se arrepintieron de todos sus pecados. En la historia vemos ejemplos de esto.[38]

Por: Eduardo Pedro Saracchi, profesor de Teología; graduado en Teología Pastoral, en el Instituto Bíblico Buenos Aires, de la Alianza Cristiana y Misionera.

Iglesia Evangélica en Buenos Aires, República Argentina.

Todas las publicaciones

  1. Avivamiento en la República Argentina
  2. Profecía para el pueblo de Dios
  3. 50 aniversario de Comunidad Cristiana
  4. Cavando pozos de avivamiento
  5. Señales de la segunda venida de Jesucristo – 1
  6. Señales de la segunda venida de Jesucristo – 2
  7. Señales de la segunda venida de Jesucristo – 3
  8. Señales de la segunda venida de Jesucristo – 4
  9. Señales de la segunda venida de Jesucristo- 5
  10. Señales de la segunda venida de Jesucristo – 6
  11. Señales de la segunda venida de Jesucristo -7
  12. Derramaré de mi Espíritu – 1
  13. Derramaré de mi Espíritu – 2
  14. La restauración de la gloria de Dios
  15. La importancia de la revelación
  16. La restauración del tabernáculo de David – 1
  17. La restauración del tabernáculo de David – 2
  18. Sobre esta roca edificaré mi iglesia
  19. El arrebatamiento de la iglesia
  20. El anticristo
  21. ¡Aquí viene el Esposo, salid a recibirle!
  22. Pentecostés
  23. El bautismo en el Espíritu Santo – 1
  24. El bautismo en el Espíritu Santo – 2
  25. El bautismo en el Espíritu Santo – 3
  26. Si alguno tiene sed, venga a mí y beba
  27. Restauración de la promesa del Espíritu – 1
  28. Restauración de la promesa del Espíritu – 2
  29. El hablar en lenguas – 1
  30. El hablar en lenguas – 2
  31. La restauración del fuego del Espíritu Santo
  32. Semana Santa
  33. Buscando la gloria de Dios
  34. Preparándonos para el casamiento celestial
  35. Restauración del nuevo pacto – 1
  36. Restauración del nuevo pacto – 2
  37. Restauración del nuevo pacto – 3
  38. Cielos abiertos
  39. Viene crisis y viene gloria
  40. La hora de su juicio ha llegado
  41. La cena de las bodas del Cordero
  42. Preparad el camino del Señor y se manifestará la gloria de Dios – 1
  43. Preparad el camino del Señor y se manifestará la gloria de Dios – 2
  44. El fuego de Dios desciende si el sacrificio está puesto sobre el altar
  45. La-señal de Jonás – 1
  46. La señal de Jonás – 2
  47. El último derramamiento del Espíritu Santo
  48. Viene el gran avivamiento mundial
  49. La restauración del testimonio de Dios
  50. Cristo es el todo y en todos
  51. Restauración de los dones y del fruto del Espíritu
  52. Restauración de la unción y la gloria
  53. Revelación del infierno
  54. Llamado a la oración
  55. Conocer a Jesucristo por medio de la revelación
  56. El descenso de la gloria de Dios – 1
  57. ¡Llegó el tiempo de Dios
  58. Laodicea la iglesia independiente
  59. La cobertura apostolica y el discipulado
  60. La Nueva Refprma Apostólica
  61. LLas puertas del Hades no prevalecerán contra la iglesia
  62. La restauracion del odre bíblico
  63. Haced en este valle muchos estanques
  64. El ejército de Dios
  65. El rio de Dios
  66. Jesucristo es el Mesías y el Señor
  67. Llevando el fuego del Espirítu Santo
  68. ¿Qué sucede cuando el Espíritu Santo desciende? – 1
  69. ¿Qué sucede cuando el Espíritu Santo desciende? – 2
  70. Profecias sobre el hundimiento del portaaviones USS Abraham Lincoln
  71. La restauración del acto de adoración de las ofrendas
  72. El gran derramamiento del Espíritu Santo en Azusa
  73. Paradojas bíblicas
  74. El gran derramamiento del Espíritu Santo en Gales
  75. El secreto de un gran avivamiento
  76. Conocer al Cristo Glorificado
  77. Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra
  78. La humillación y la exaltación de Cristo
  79. La preeminencia de Cristo
  80. En el principio era el Verbo
  81. La actitud de la iglesia frente al Coronavirus Covid-19
  82. La restauración del sacerdocio universal de los creyentes
  83. ¡El Rey ya viene!
  84. ¿Qué es lo que va a suceder en los próximos días?

Traductor de Google. Para poder traducir este blog a otros idiomas, el Traductor de Google (Translate this blog) está abajo, al final.

Derechos. Se permite la reproducción parcial o total del contenido de esta publicación, con propósitos educativos y sin fines de lucro, sin necesidad de obtener permiso previo, con la condición de que el significado o contexto no sea cambiado ni alterado, y que se cite adecuadamente la fuente.

Citas bíblicas. Las citas bíblicas de esta publicación han sido tomadas de la Biblia, Versión Reina – Valera (Revisión de 1960, RVR1960) © Sociedades Bíblicas en América Latina, 1960. Renovado © Sociedades Bíblicas Unidas, 1988. Utilizado con permiso. (Énfasis nuestro: Subrayados, negritas, aclaraciones, mayúsculas y cursivas añadidas).

Reconocimiento. Hacemos un reconocimiento de gratitud a dos grandes empresas editoriales:

  • A WordPress, por su amable permiso para editar esta publicación.
  • A Sociedades Bíblicas en América Latina, por su amable permiso para hacer citas bíblicas.

Abreviaturas de los libros de la Biblia

Génesis: Gn – Éxodo: Ex – Levítico: Lv – Números: Nm – Deuteronomio: Dt – Josué: Jos – Jueces: Jue – Rut: Rt – 1 Samuel: 1 S – 2 Samuel: 2 S – 1 Reyes: 1 R – 2 Reyes: 2 R – 1 Crónicas: 1 Cr – 2 Crónicas: 2 Cr – Esdras: Esd – Nehemías: Neh – Ester: Est – Job: Job – Salmos: Sal – Proverbios: Pr – Eclesiastés: Ec – Cantares: Cnt – Isaías: Is – Jeremías: Jer – Lamentaciones: Lm – Ezequiel: Ez – Daniel: Dn – Oseas: Os – Joel: Jl – Amós: Am – Abdías: Abd – Jonás: Jon – Miqueas: Miq – Nahúm: Nah – Habacuc: Hab – Sofonías: Sof – Hageo: Hg – Zacarías: Zac – Malaquías: Mal – Mateo: Mt – Marcos: Mr – Lucas: Lc – Juan: Jn – Hechos: Hch – Romanos: Ro – 1 Corintios: 1 Co – 2 Corintios: 2 Co – Gálatas: Gá – Efesios: Ef – Filipenses: Fil – Colosenses: Col – 1 Tesalonicenses: 1 Ts – 2 Tesalonicenses: 2 Ts – 1 Timoteo: 1 Ti – 2 Timoteo: 2 Ti – Tito: Tit – Filemón: Fln – Hebreos: Heb – Santiago: Stg – 1 Pedro: 1 P – 2 Pedro: 2 P – 1 Juan: 1 Jn – 2 Juan: 2 Jn – 3 Juan: 3 Jn – Judas: Jud – Apocalipsis: Ap

Citas bibliográficas

1-2   – Testimonio del cielo del hermano Ricardo cid – 8 horas en el cielo – YouTube                                                                                                                                        Ricardo Cid – Ocho horas en el Cielo – Testimonios cristianos
3.   “El Rapto de la Iglesia – El tiempo se ha acabado – Profeta David Owuor” – YouTube
4.   Revelación arrebatamiento iglesia y tribulación – Jesucristovuelvepronto.blogspot.com
5.   Dios detuvo el Rapto en 2014 por ruego de Cristo Jesús afirma Testimonio del Cielo y el Infierno – Profecía al Día
6.   Testimonio cielo infierno hna. Perla – Lamaparasencendidas.blogspot.com
7.   El Reloj del Cielo marca la hora cero – Ángeles alineados listos para sonar la trompeta – YouTube
8-13.  Señales de la segunda venida de Jesucristo – 1/6 – Llegó el tiempo de Dios
14.   1. Visiones de Reforma y avivamiento – Estudios Bíblicos  Doctrinas Cristianas
15.   La Nueva Reforma Apostólica – Llegó el tiempo de Dios
16-17.   Derramaré de mi Espíritu 1/2 – Llegó el tiempo de Dios
18-19.   La restauración del tabernáculo de David 1/2 – Llegó el tiempo de Dios
20.   ¿Hacia dónde vamos ahora?. Donna Diorio – Injesus.com
21.   Encienda el fuego del avivamiento – Google.com.ar
22.   María Woodworth Etter – Estudios-biblicos.avanzapormas.com
23.   El avivamiento de Gales – P. Arieu Theologies Web
24.   Congregados para darle gloria – Riosdevida.com
25-26.   Profecía de Tommy Hicks – Uad.org.ar                                                                  Unión de las Asambleas de Dios. Información – Uad.org.ar
27.   El fuego de Dios desciende si el sacrificio está puesto en el altar – Llegó el tiempo de Dios
28-29.   – El bautismo en el Espíritu Santo – 3 – Llegó el tiempo de Dios                         – Una Revelación Divina del Infierno – Divinerevelations.info
30-31.   La restauración del tabernáculo de David 1/2 – Llegó el tiempo de Dios
32.   El arrebatamiento de la iglesia – Llegó el tiempo de Dios
33.   Jericó – Sedin.org
34.   Juventud con una Misión – Youth With A Mission – Es.qwertyu.wiki
35.   El Avivamiento de Oración 1857 – Altisimo.net
36-37.   – Iglesia Evangélica Pueblo Nuevo – Iglesiapueblonuevo.es                                                                                                               John Gibson Paton – unciondeloalto jimdo page!
38.   Los Niños y lo Sobrenatural – Google Books
39.   Avivamiento en la República Argentina – Llegó el tiempo de Dios

 

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close